fbpx

Copa América: Amargo final para la selección, gran inicio del ciclo Rueda.

Redacción: Santiago Vanegas

Un partido muy complicado para la selección Colombia, el juego contra Argentina logró despejar muchas dudas que se tenían ante la selección y mostrar un poco más a lo que quiere apostare este nuevo proyecto de Reinaldo Rueda.

En un principio todo fue a mal, Argentina se encontró con un gol tempranero que le dejó todo el partido con una ventaja en la que supo hacerse superior y marcar el ritmo de la selección.

Ante esta primera prueba salimos victoriosos, la calma y tranquilidad para atacar fue clave y demostró la mentalidad que tienen los jugadores cafeteros que no se dejaron derrotar tras ese gol y salieron rápidamente a buscar el empate.

En portería siempre es importante Ospina, no se ve un jugador con ese liderazgo en otras zonas del campo debida a la gran experiencia que tiene con la selección y gran capacidad de subir el ánimo a su zaga defensiva.

Por otra parte está Barrios, un hombre que siempre logra destacar debido a su sacrificio y corte en la zona media y que está vez no fue la excepción tratando de salir siempre con el balón jugado.

Por otra parte, no fue el partido para Cuellar, el jugador venía haciendo un gran ciclo con el seleccionado pero tuvo bastantes problemas el día de ayer, claramente por la presión que ejerció la albiceleste sobre el para que no pudiera salir con el balón jugado.

Cuadrado tuvo atisbos de su gran juego, de su desborde y gran capacidad de encare que le dejo centrar un par de veces buscando a Duván Zapata y Mina.

Pero si tenemos que hablar de figura debemos hablar de Luis Diaz, el jugador del Porto fue claramente la sorpresa de la Copa y la promesa de la selección gracias a su regate, su desborde en el borde del área siempre le permitió inquietar a los zagueros argentinos y sacar el balón desde abajo para dejar a sus compañeros con la claridad y el campo por delante.

Un gran partido de la selección que encontró su empate en el segundo tiempo, sin embargo luego volvimos a un futbol defensivo y con problemas de retroceso, al final el partido se decidiría desde el punto penalti donde no fuimos tan eficaces, la repetición de los mismos cobradores le dio gran idea al portero argentino a donde irían los cobros, un gran juego mental y así es que Argentina llega a la final para tratar de destronar a un gigante Brasil.


más noticias...